Aumenta tus defensas en otoño

Para afrontar el otoño con energía es fundamental prestar atención a la dieta. Ya estamos sumidos de nuevo en la rutina y en un día a día repleto de actividades. Si al estrés laboral y familiar le sumamos el cambio de tiempo que suele acompañar a la estación y que lleva aparejadas las primeras gripes y resfriados, se hace evidente que hay que reforzar el organismo. La alimentación es una de las principales bazas a tener en cuenta.

cesta-de-otoc3b1o

Enumeramos algunos de los nutrientes que no pueden faltar en tu dieta durante la estación otoñal:

  • Hierro : es imprescindible para tener elevados tus niveles de energía ya que su carencia se traducen en cansancio y debilidad. Cada día se pierde una cierta cantidad que debe reponerse mediante la alimentación habitual pero que, en muchos casos, no se alcanza. Para facilitar su absorción es conveniente consumirlo junto con la vitamina C, ya que puede duplicar su eficacia.Añadir pimiento crudo a las ensaladas o legumbres es una buena idea por su alto contenido en ésta vitamina.
  • Vitaminas del Grupo B : tienen su principal efecto sobre el sistema nervioso central. Se encuentran en alimentos integrales, legumbres… y en las verduras de hoja verde. También puedes obtenerlas a partir de algunos suplementos como la levadura de cerveza, el germen de trigo o la jalea real. Junto con el hierro resultan cruciales para evitar las anemias provocadas por una carencia de nutrientes.
  • Vitamina C : ayuda a combatir la apatía física y la fatiga.Destaca su cualidad para reforzar el sistema inmunitario y para mantener los mecanismos de coagulación y de obtención de energía a nivel celular. Además no hay que pasar por alto su capacidad, ya mencionada, para favorecer la absorción del hierro.

Anuncios

Zumos naturales : fuentes de salud

Los zumos cien por cien naturales constituyen la mejor opción para tomar todas las vitaminas que nuestro cuerpo necesita y además están deliciosos.

Y por si fuera poco, dependiendo la fruta que elijas para elaborarlo, podrás aprovecharte de sus propiedades saludables, os proponemos algunos ejemplos.

zumos-naturales

Sigue leyendo

Mujer y Embarazo

La alimentación de la mujer embarazada

La salud de la mujer antes de la concepción influye de forma decisiva en la evolución del futuro embarazo. Concretamente, el estado nutricional y los hábitos alimentarios de la futura madre son factores directamente relacionados con la salud de la gestante y su hijo. Se trata, por lo tanto, de un período muy adecuado para revisar los hábitos y estilos de vida.

Es aconsejable que la mujer tenga un peso adecuado antes del embarazo, que suprima el consumo de tabaco y bebidas alcohólicas y que lleve a cabo una alimentación variada y equilibrada.

embarazo

Sigue leyendo

Conoce más sobre la Hernia de Hiato

La apertura que comunica el esófago con el estómago está controlada por una serie de músculos. Si estos se debilitan, los ácidos del estómago pueden fluir hacia el esófago y causar inflamación o incluso provocar que parte del mismo penetre en el abdomen originando la hernia de hiato. Hay personas que viven ignorando que padecen este trastorno mientras que otras sufren sus síntomas con mayor intensidad. El más característico es una sensación dolorosa y de ardor en el pecho y la garganta, que se agrava tras comidas copiosas, al estar acostado o agachado o cuando aumenta la presión abdominal. Las causas más frecuentes que pueden dar lugar a esta dolencia se relacionan con ese aumento de la presión abdominal: toses violentas o vómitos repetidos durante periodos largos de tiempo, embarazo, esfuerzos intensos, sobrepeso y obesidad. La alimentación puede prevenir o disminuir el riesgo de aparición de este trastorno (principalmente en caso de sobrepeso u obesidad), o bien ayudar a reducir las molestias de la hernia de hiato ya instaurada junto con un adecuado tratamiento farmacológico bajo prescripción médica facultativa.

descarga (1)

Sigue leyendo

Conoce más sobre la hiperuricemia ( ácido úrico elevado ) o gota

LA GOTA, UNA DE LAS ENFERMEDADES MÁS ANTIGUAS en los registros históricos médicos, es un trastorno hereditario del metabolismo de las purinas (componentes de ciertas proteínas, las nucleoproteínas), porel cual se acumulan concentraciones anormales de ácido úrico en la sangre. Como consecuencia, se forman unas sales (uratos de sodio) que pueden depositarse en articulaciones pequeñas y tejidos vecinos (tofos). Estos depósitos a su vez pueden dañar las articulaciones y dar lugar a una artritis crónica. La enfermedad, que suele ocurrir después de los 35 años, se caracteriza por dolor artrítico por lo general localizado en un ataque súbito que se inicia en el dedo gordo del pie y que continúa hacia arriba por la pierna. Puede presentarse de forma aislada o acompañarse, en algún momento de la evolución, de litiasis renal úrica (véase capítulo de cálculos renales) y/o de la llamada nefropatía gotosa.

La hiperuricemia es una concentración de ácido úrico en sangre por encima de 7 miligramos por decilitro. La hiperuricemia no necesariamente se acompaña de gota o de litiasis renal, en cuyo caso se denomina hiperuricemia asintomática. Sin embargo a mayores niveles de ácido úrico, las posibilidades de sufrir gota aumentan significativamente. A medida que avanza la enfermedad, los síntomas son más frecuentes y prolongados. En cuanto a los ataques, se sabe que tienen relación con la alimentación, la obesidad, la ingesta de bebidas y los ejercicios excesivos.

ac urico

Sigue leyendo